Compartir

Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico

Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico

En materia religiosa existen muchísimas diversidades alrededor del mundo. No solo es que existan diferentes escuelas y teorías religiosas sino que, además, hay diferentes posturas a la hora de creer o no creer en la existencia de un ser supremo. Los creyentes son aquellas personas que sí que creen en un Dios o un ente superior que es el creador del mundo y de la vida en la Tierra. Pero hay otras personas que no creen en esta teoría y tienen una posición concreta con respecto a la religión y la fe. Hablamos de los agnósticos y los ateos, dos posturas diferentes entre ellas aunque, muchas veces, suelen confundirse. En unCOMO vamos a ayudarte a comprendas mejor ambas posturas y, por eso, aquí te descubriremos qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico. Sigue leyendo y saldrás de dudas de una vez por todas.

Fuente imagen: Youtube

Ateo y agnóstico: diferencias principales

Ya te hemos indicado que ser ateo o ser agnóstico es una postura que adoptan algunas personas en relación a la creencia religiosa. Es decir, se trata de una actitud concreta que se perfila según las creencias que tenga la persona sobre la religión o la fe. Por tanto, existen estas posturas principales:

  • Creyente o religioso: es la persona que cree en la existencia de un Ser Supremo que puede ser Jesucristo, Mahoma, Buda, etcétera
  • Agnóstico: es la persona que no termina de creer en la explicación religiosa pero que tampoco sabe muy bien qué creer sobre el origen del universo y de la vida en la Tierra
  • Ateo: es la persona que rechaza la existencia de Dios o del Ser Supremo. De hecho, la palabra quiere decir "negación del teísmo", es decir, negación de que exista alguna deidad.

Cómo ves, pueden haber confusiones en relación a la persona agnóstica y a la atea, por eso, aquí vamos a ofrecerte un listado para que comprendas claramente qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico.

Diferencias principales

  • Negación de la divinidad: es uno de los principales temas sobre los que divergen los ateos y los agnósticos. Los primeros son aquellos que niegan de forma rotunda que existan dioses o seres superiores o divinos. En cambio, los agnósticos no creen en ello pero tampoco se atreven a negar su existencia, por lo que su postura es más intermedia y neutra.
  • La filosofía: para comprender mejor el concepto de agnosticismo es importante que tengamos en cuenta que se trata de una rama del escepticismo filosófico, es decir, un tipo de pensamiento que defendía que no existe la verdad y que, en el caso de que existiera, las personas no seríamos capaces de conocerla nunca. Por tanto, los agnósticos provienen de una corriente filosófica mientras que los ateos son una reacción al teísmo y a las religiones.
  • El uso de la lógica: para los agnósticos la no creencia de Dios viene dada porque se trata de una realidad que no puede ser probada ni desmentida mediante la lógica. Por tanto, como la existencia de Dios no puede probarse, no creen en él pero tampoco lo niegan. Se mantienen al margen, en la duda y la incomprensión. En cambio, los ateos se dejan llevar por la negación absoluta de la existencia de cualquier ente sobrenatural.
Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico - Ateo y agnóstico: diferencias principales

Diferencia entre ateo, agnóstico y laico

Ya te hemos indicado qué significa ser ateo y qué significa ser agnóstico. Sin embargo, dentro del universo religioso también hay otro término que comúnmente se oye en los medios de comunicación: el laicismo.

Sin embargo, el término de laicismo es bastante diferente a los anteriormente mencionados. Cuando hablamos de "ser laico" estamos haciendo referencia a una filosofía política, no personal. Es decir, una persona no puede ser considerada como laica, sin embargo, un país sí que puede definirse como laico.

Pero ¿qué significa exactamente la palabra "laico"? Básicamente, se refiere a que el estado o país no se compromete con la religión de modo alguno. Por tanto, el territorio está totalmente abierto a cualquier tipo de actitud con respecto a las creencias religiosas o espirituales. Se apuesta, por tanto, por un espacio donde se fomenta la convivencia entre personas diferentes, la tolerancia y el respeto.

El laicismo, por tanto, defiende la libertad de pensamiento y de conciencia. Por ello, cuando un país es laico, no se invierte ninguna partida de dinero público en organizaciones ni en prácticas de índole religiosa. Además, no se beneficia de modo alguno a la iglesia, sea del tipo que sea.

Por ello, la diferencia entre laico, ateo y agnóstico está clara:

  • Una persona no puede ser laica, siempre lo es un país, organización, territorio, etcétera, por tanto, un conjunto de personas
  • El laicismo no defiende ningún tipo de postura religiosa, simplemente se mantiene al margen y permite que cada cuál tenga sus propias creencias
  • Es un tipo de práctica que pretende mejorar la convivencia e incrementar la tolerancia

Los 5 tipos de ateos que existen

Ahora que ya conoces qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico, vamos a detallar los diferentes tipos de ateos. Y es que, como ya hemos dicho, esta filosofía niega de forma contundente la existencia de Dios o de cualquier ser divino, sin embargo, pueden haber algunas variantes significativas.

  • Ateo intelectual: suele ser una persona que está muy informada acerca de la religión y sabe defender muy bien su postura. Suele participar activamente en debates religiosos y espirituales.
  • Activista: este tipo de ateo tiene la misión de hacer ver a los demás que Dios no existe. Suelen formar parte de sociedades muy religiosas y su actitud tiene el objetivo de poder "despertar" conciencias.
  • Antiteísta: son personas que están totalmente opuestas a la religión y consideran que este tipo de creencia parte de la ignorancia del ser humano. Suelen ser personas con una mentalidad muy científica.
  • No teísta: son personas ateas pero que no quieren involucrarse con la religión. No se preocupan por aspectos espirituales ni religiosos ya que, en su caso, la religión no tiene apenas espacio en su vida o en su conciencia del mundo.
  • Ateo ritual: son personas que, aunque se consideran ateas, pueden formar parte de algunas prácticas que sí están vinculadas con prácticas religiosas. Por ejemplo, puede ser que celebren las navidades o la Semana Santa pero, no por cuestiones de creencia, sino por pura tradición social.
Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico - Los 5 tipos de ateos que existen

Si deseas leer más artículos parecidos a Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cultura y Sociedad.

Escribir comentario sobre Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico

¿Qué te ha parecido el artículo?
2 comentarios
Su valoración:
Nestor Espichan
Me ha parecido un tema muy tratado claro y descriptivo.
Elia Tabuenca (Editor/a de unCOMO)
Gracias :)
Su valoración:
Luis
Muy interesante. Conciso y explicito
Elia Tabuenca (Editor/a de unCOMO)
Gracias Luis!

Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico
1 de 3
Qué diferencia hay entre ser ateo y agnóstico

Volver arriba