Compartir

Cómo hacer un masaje a un bebé

Por Laura Ruiz. Actualizado: 16 enero 2017
Cómo hacer un masaje a un bebé

El masaje para los bebés puede considerarse un medio de comunicación, porque se trata de un momento del día en el que padres y bebés se comunican de una manera agradable. Este tipo de masaje porporciona seguridad y bienestar al bebé, estimula su circulación sanguínea y linfática, favorece su tránsito intestinal y disminuye sus dolores y cólicos.  Además, es muy útil porque los bebés no adquieren conciencia de su cuerpo hasta los 7 meses de edad.Sigue leyendo éste artículo de cómo dar un masaje a tu bebé y verás que se trata de unos pasos muy senzillos y fáciles de aplicar. Lo nás importante es elegir bien la hora del día en que lo hacemos, porque es muy importante que tanto el padre o madre y el bebé estén relajados.

También te puede interesar: Ejercicios para que un bebé crezca

Preparación del material y de la sala.

Para hacer el masaje a tu bebé, tienes que preparar previamente la sala o habitación en la que trabajarás.Tienes que prepararte la crema o aceite corporal sin esencias con la que le darás el masaje a tu bebé. También necesitarás una cama o puedes utilizar su cambiador y poner una toalla encima para no mancharlo.Tienes que asegurarte de tener una buena temperatura en la habitación, lo recomandable són unos 24ºC.

Selección del momento de hacer el masaje.

El niño tiene que estar tranquilo y relajado, y tenemos que evitar todas las distracciones posibles. Por eso te recomandamos que le hagas el masaje más o menos después de media hora de haber comido y que sólo estéis tú y tu bebé en la sala o habitación en la que le darás el masaje. Así el niño prestará más atención al masaje y éste será más efectivo.La mejor forma de empezar el masaje es jugando con el bebé y hablándole a lo largo de la duración del masaje, así se capta su atención y se siente más cómodo.Antes de empezar a aplicar el masaje a tu bebé, tienes que desnudarlo y tumbarlo boca arriba. A continuación tienes que aplicarte la crema o loción que hayas comprado en la yema de tus dedos y seguidamente frotar ambas manos para calentarlas antes de tocar a tu bebé.A continuación te contamos cómo hacer el masaje y te lo separamos por partes del cuerpo.

Masaje en la cabeza y en el cuello.

Cuando tengas la crema escampada en tus manos y éstas esten calientes, tienes que empezar el masaje ejecutando unas friegas muy suaves con todos tus dedos. Desde la parte central de la frente y dirigiendo cada mano hacia cada uno de los lados a la vez. Repitiendo el movimiento 5 veces.A continuación tienes que hacerle unas caricias desde la parte superior de su nariz hacia el contorno inferior de sus ojos, es decir, en las ojeras. Tienes que repetir este movimiento unas 5 veces.Después tienes que hacer 5 veces unos circulos rodeando sus labios, y a continuación tienes que aplicarle unas caricias marcando su sonrisa. Es decir, tienes que empezar las caricias desde la parte central e inferior de su labio y desplazar ambas manos hacia arriba, hasta sus comisuras labialses.Para finalizar esta zona, tienes que acariciar su cuello desde la parte baja de sus orejas hasta sus hombros. Repitiendo este movimiento 5 veces.

Masaje en los brazos y en las manos.

Tienes que empezar el masaje en esta zona una vez finalizadas las caricias en los hombros. El primer movimiento que tienes que hacer consiste en deslizar tus manos haciendo una pequeña presión a lo largo de sus brazos. Desde sus hombros hasta la punta de los dedos de sus manos.El segundo movimiento consiste en hacer unos círculos con los dedos índice y pulgar de tus manos y rodear sus brazos. En ésta posición tienes que deslizar tus manos a lo largo de sus extremidades superiores. Teniendo especial cuidado de no aplicar presión eln la zona del codo y de su muñeca.

Masaje en le pecho y en el estómago.

Primero tienes que empezar aplicando caricias desde la parte central de sus pechos hacia sus hombros, como si le quisieras abrir esta zona. Repitiendo este movimiento 5 veces.A continuación tienes que acariciar su estómago. La dirección del movimiento es de izquierda a derecha, en el sentido de las aguas del reloj, como si estuvieras dibujando circulos alrededor de su ombligo. Te aconsejamos que repitas varias veces éste movimiento (unas 10 o más) porque así se disminuyen los cólicos y el acúmulo de gases.

Masaje en las piernas y en los pies.

El trabajo en esta zona del cuerpo se parece un poco a la zona de los brazos y manos, anteriormente trabajada. Lo primero que tienes que hacer es aplicar unas caricias en ambas piernas, terminando en la punta de los dedos de sus pies. Y después de haberle realizado varias caricias en las piernas de tu bebé, tienes que rodear cada una de sus piernas con tus dos manos y aplicar un movimiento como si estuvieras haciendo un rodillo. Es decir, una mano a cada lado de su pierna y cuando una sube la otra baja; tienes que hacer este movimiento alternativamente. Y repetirlo en cada pierna.A continuación tienes que poner sus pies en tus manos y hacer una pequeña tracción o estiramiento de sus piernas hacia ti, y seguidamente tienes que doblarle las piernas.Para finalizar esta zona, tienes que amasar la planta de sus pies mediante movimientos de círculos con los dedos pulgares de tus manos.

Masaje en la espalda.

Para hacer el masaje en la espalda a tu bebé, tienes que colocarlo boca abajo. Una vez lo tengas en la posición correcta, tienes que hacerle una caricias desde su cabeza bajando por la espalda, sus piernas y terminando en la punta de sus pies.Después tienes que hacerle pequeños movimientos circulares en sus hombros y seguidamente en toda la superfície de su espalda. Una vez finalizados estos movimientos circulares, tienes que hacerle una pequeña fricción a lo largo de su espalda, desde su cabeza hasta la parte baja de su espalda con los dedos índice y medio de una mano. Evitando tocar su columna cervical. Seguidamente tienes que masajearla la parte trasera de sus piernas del mismo modo que has hecho con su parte delantera (fricciones y círculos a lo largo de sus piernas).Para finalizar el masaje de tu bebé, tienes que hacerle tres fricciones sin presión desde su cabeza hasta la planta de sus pies y finalmente tienes que taparlo con una toalla para que no tenga frío.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer un masaje a un bebé, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Ser padre y madre.

Consejos
  • Un buen momento del día es después de la ducha del niño, a la vez que se puede aprovechar la crema corporal que se le pone al niño para aplicarle el masaje.

Escribir comentario sobre Cómo hacer un masaje a un bebé

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
Nineth
Como coloco al bebe boca abajo sin que se ahogue para darle el masaje

Cómo hacer un masaje a un bebé
Cómo hacer un masaje a un bebé

Volver arriba