Compartir

Cómo hacer que mi hijo duerma la siesta

Cómo hacer que mi hijo duerma la siesta

Uno de los momentos más difíciles del día para muchos padres es después de dar de comer a los más pequeños, cuando tienen que conseguir que se queden dormidos. Las emociones vividas en lo que lleva de día, demasiado cansancio o simplemente la falta de sueño provocan que a muchos niños les cueste conciliar el sueño después de la comida y que se lo pongan difícil a sus padres. Por eso, en unComo.com te damos respuesta a la pregunta de cómo hacer que mi hijo duerma la siesta.

También te puede interesar: Cómo hacer que mi hijo haga los deberes
Pasos a seguir:
1

En general, la negociación es el mejor camino para conseguir nuestros objetivos. Con los niños pasa lo mismo, habla con tu pequeño y prométele algo que sabes que le gusta para cuando se despierte de la siesta: llevarlo al parque en el que juegan sus amigos aunque te quede lejos de casa, su alimento preferido en la merienda, cinco minutos de dibujos animados, etc. Estos son pequeños placeres que pueden ayudar a que tu hijo se relaje y pueda dormir la siesta.

2

Quizá a tu hijo le cuesta quedarse dormido porque le da miedo quedarse a solas y a oscuras en la habitación. Para superar estas pequeñas barreras lo tienes muy fácil, deja que tu niño duerma con su peluche preferido y permite que entre algo de claridad por las ventanas, por ejemplo, sin bajar de todo la persiana.

3

Para hacer que tu hijo duerma la siesta fácilmente debes procurar que el momento anterior a irse a dormir sea tranquilo. Si el niño ya come junto a toda la familia es muy probable que la excitación que esto le puede suponer le impida concentrarse para dormir justo a continuación. Por ello, debes dejarle tras la reunión de todos junto a la mesa cinco minutos a solas contigo o con la persona que se encargue de acostarlo. Podéis prolongar el momento de ir al baño a hacer pipí o lavarse los dientes para que se relaje y la alteración desaparezca.

4

Un cuento es, también, una buena fórmula para hacer que tu hijo duerma la siesta. Es una excelente transición entre su vida cotidiana y el momento de reposo que no solo es válido para la noche, sino también para el descanso que todo pequeño necesita tomar después de comer para que, después, pase una buena tarde.

5

No lo dudes, aunque te cueste y el pequeño se ponga rebelde, es importante que tu niño duerma la siesta para que tenga un buen desarrollo y esté tranquilo y, al tiempo, lleno de energía en la última etapa del día.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer que mi hijo duerma la siesta, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Ser padre y madre.

Escribir comentario sobre Cómo hacer que mi hijo duerma la siesta

¿Qué te ha parecido el artículo?
2 comentarios
Karla
Que hacer para que mi hijo duerma de corrido en la noche
Karla
Que hacer para que mi hijo duerma de corrido en la noche

Cómo hacer que mi hijo duerma la siesta
Cómo hacer que mi hijo duerma la siesta

Volver arriba