Compartir

Cómo calcular la huella ecológica

 
Por Enrique Arriols. 16 noviembre 2018
Cómo calcular la huella ecológica

La importancia que está teniendo el cambio climático en nuestras vidas, así como la inminente necesidad a la hora de implementar hábitos de vida sostenibles, han llevado a la creación de diferentes sistemas de medición y catalogación del impacto que las actividades humanas tienen en el medio ambiente. Uno de estos indicadores es la denominada huella ecológica, que es quizás el más usado de todos los sistemas de medición del impacto humano en el planeta actualmente. Si quieres saber un poco más sobre este sistema, así como aprender a calcular la huella ecológica, sigue leyendo unCOMO y te lo contamos.

Qué es la huella ecológica

La huella ecológica es un indicador que mide el impacto que la actividad humana tiene en el medio ambiente. Parte de la premisa de que los recursos naturales son usados para satisfacer las actividades humanas. Sin embargo, como estos recursos naturales son limitados, su uso está condicionado a que dichos recursos naturales tengan capacidad de regeneración. De este modo, un uso sostenible será aquel que consuma recursos naturales por debajo de la tasa de regeneración de dichos recursos, mientras que un uso insostenible será aquel que consuma los recursos por encima de la tasa de regeneración necesaria para que el planeta pueda seguir ofreciéndolos.

Debido a que la huella ecológica establece una relación entre los recursos disponibles y el consumo de dichos recursos por los seres humanos por año, el número de seres humanos que exista determinará qué cantidad de recursos se pueden consumir por persona. Es decir, los recursos son siempre los mismos, pero el número de personas varía. De esta forma, cuantas más personas haya, menor cantidad de recursos naturales corresponderá a cada individuo y viceversa.

Con la población actual, se estima que una huella ecológica neutra estaría situada en un consumo de 1,8 hectáreas por persona. Sin embargo, se ha calculado que el uso que hace en conjunto la humanidad de los recursos disponibles es de 2,7 hectáreas por personas. Es decir, estamos consumiendo recursos naturales muy por encima de la capacidad que tiene el planeta para regenerar dichos recursos. En consecuencia, estamos consumiendo recursos de generaciones futuras y, además, estamos mermando la capacidad de regeneración de los recursos. Lo que implica un descenso en la cantidad de recursos finales a repartir por persona.

Cómo calcular la huella ecológica - Qué es la huella ecológica

Cómo se hace el cálculo de la huella ecológica

El cálculo de la huella ecológica se lleva a cabo tanto a nivel individual como colectivo. Es decir, se puede calcular la huella ecológica de una persona o de una comunidad, localidad, región geográfica, país, continente, etc. Para ello, se toman como referencia varios factores. Estos factores son:

  • Las hectáreas necesarias para producir alimento vegetal.
  • Las hectáreas necesarias para producir pastos para el ganado.
  • Las hectáreas de mar necesarias para producir pescado.
  • Las hectáreas necesarias de bosque para que el CO2 producido por todas las actividades relacionadas pueda ser absorbido.
  • Las hectáreas urbanizables necesarias para satisfacer las necesidades de la población, lo que incluirá edificios e infraestructuras, así como su impacto en la producción de CO2.

Ahora que ya sabes cómo se mide tu huella ecológica personal, puede que también te interese este otro artículo de unCOMO sobre Cómo ser más ecológico día a día.

¿El cálculo de la huella ecológica es fiable?

Sin embargo, este tipo de índice presenta una serie de problemas importantes, ya que, en muchos casos, constituye una medición demasiado imprecisa del impacto real que los seres humanos tienen en el medio ambiente. De hecho, existen diferentes aspectos que deberían ser matizados en el cálculo de la huella ecológica.

Uno de ellos se debe a los diferentes usos que hace la población de un mismo sitio del transporte o de sus hábitos alimenticios, así como la variaciones que pueden existir según la estacionalidad de cuándo se analice el impacto de la huella ecológica.

Es más, son muchas las voces que consideran que la huella ecológica actual no se corresponde con el impacto real que la actividad humana tiene en el medio ambiente, quienes calculan que el impacto debe ser considerablemente superior debido a que existen multitud de actividades humanas que, a nivel individual, no quedarían reflejadas en las estadísticas.

Cómo reducir la huella ecológica

Sin embargo, más allá de las críticas que afirman la insuficiencia de esta metodología a la hora de obtener una información clara y fiable del impacto que la actividad humana tiene en el planeta, los expertos aseguran que es urgente que se tomen medidas, tanto a nivel colectivo como individual para contrarrestar el impacto que las acciones humanas tienen en el medio ambiente.

En este sentido, algunas de las acciones individuales más importantes que se pueden tomar a la hora de recudir nuestra huella ecológica serían las siguientes:

  • Dar prioridad a los alimentos de origen vegetal frente a los de origen animal.
  • Prescindir de un vehículo privado en propiedad.
  • Reducir el consumo que se realiza de productos innecesarios (especialmente en el sector de la moda).
  • Reducir el consumo de envases y plásticos de un solo uso.
  • Dar prioridad a los productos de fabricación o elaboración local o de cercanía.
  • Hacer un uso responsable tanto del agua como de la electricidad.
  • Reducir el número de hijos.
  • Evitar el uso del avión en la medida de lo posible, apostando por un turismo local o de cercanía.

Todas estas medidas, permiten reducir de manera drástica el impacto que las actividades humanas tienen en el medio ambiente a nivel individual. Así mismo, otras acciones, como son la implementación de energías limpias y renovables en sustitución de los combustibles fósiles, o la creación de infraestructuras de transporte público más eficientes, son acciones que deben ser llevadas a cabo tanto por gobiernos como por empresas con el objetivo de reducir la huella ecológica desde un punto de vista colectivo.

De ser este tu caso, y si te ha gustado este artículo sobre cómo calcular la huella ecológica, puede que también te interese este otro artículo de unCOMO sobre Cómo ser una empresa ecológica.

Cómo calcular la huella ecológica - Cómo reducir la huella ecológica

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo calcular la huella ecológica, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Formación.

Escribir comentario sobre Cómo calcular la huella ecológica

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo calcular la huella ecológica
1 de 3
Cómo calcular la huella ecológica

Volver arriba